martes, 5 de julio de 2011

LA DIETA DUKAN ¿A FAVOR O EN CONTRA?

Ayer por la noche vi un reportaje sobre la Dieta Dukan en el programa Equipo de Investigación de Antena3 y me pareció interesante, pero poco ecuánime. Aún presentando casos en los que la Dieta había funcionado en cada una de sus cuatro fases, intercalaron cal y arena aportando los comentarios, ¿un poco partidistas?, del nutricionista del Ministerio y dos expertos Endocrinos, junto con situaciones comprometidas (lo del supermercado tiene delito.... soy del equipo de marketing de Dukan y a la mano derecha, que es como la presentaron, le pego una patada mandándola directamente a Siberia) o comparaciones con otras dietas.
Personalmente nunca he sido partidario de esta dieta. Toda dieta basada en un desequilibrio nutricional, eliminando grupos de alimentos completos, no son de mi devoción. Cuando me han preguntado no he sido tajante ni a favor ni en contra. Mantener un sentido crítico pero, a la vez, ecuánime. informando de lo que uno cree como desventajas, de los problemas que puede crear o de los posibles efectos por una falta de control en la dieta, es lo más lógico como asesor teóricamente imparcial.
Esto último, la falta de control, es una de las primeras desventajas que veo de la dieta. La autoregulación debería ser uno de los principios con los que funcionar en nuestro tránsito por la vida, manteniendo como objetivo la virtud en nuestra forma de actuar contigo y con los demás, pero generalmente somos poco propensos a despojarnos de nuestro ego para ser lo que llamaríamos "justos" en nuestras acciones tanto personales como sociales. Mas cuando el tema a tocar es nuestro cuerpo -ese contenedor que traslada a la mente, pero que es precisamente por ello, aunque impermanente, importante- y, en definitiva, nuestra salud física.
Un libro, por completo que sea, por explicado que esté, siempre se tenderá a la interpretación personal. De los que conozca, poca gente lleva la dieta estrictamente, de esos además no todos leen por completo el libro y los peores son los que sin comprarlo, porque la amiga/o le va bien, buscan cuatro consejos, dos presuntos remedios milagrosos (como el salvado de avena del cual hablaremos luego), tres artículos que explican la dieta y se lanzan a la aventura, en este caso si, en contra absolutamente de la lógica y de su propia salud.
De todas formas lo que si quería resaltar del reportaje son algún aspecto muy revelante:
1- Totalmente de acuerdo: la dieta es un  negocio. Libros, consultas, productos específicos que han apareciendo o aparecerán, ..... Pero tambien es cierto que lo que es negocio para algunos, sobretodo para él, es perdida para otros. ¿Quizás están muy contentos los fabricantes de complementos alimentarios naturales para ayudar a adelgazar? ¿O los dietistas con consulta que han visto disminuir drásticamnete sus visitas a las mismas? ¿Estará contento NATUR HOUSE? ¿HerbaLife? ¿Otros escritores y gurus de las dietas permanecerán impasibles ante el fenómeno Dukan que les quita la gallina de los huevos de oro? El ha montado un negocio que puede generar dudas razonables, pero es gracioso que estas las fomenten interesada e indirectamente algunos sectores económicos, usando además a ciertos expertos, bien acreditados eso sí, para su desacreditación. Grandes males caeran sobre ti si sigues el camino Dukan... Me recuerda a la Iglesia amenazando con el infierno etrno.
2 - El nutricionista, perteneciente al Ministerio de Sanidad, quizás sacado fuera de contexto o por culpa de la edición del reportaje, realizó dos afirmaciones que me dejaron anonadado: Primero sobre el salvado de avena y su ¿peligrosidad? (Pasmao, un producto sin fama pero que a nivel de dieta siempre se ha usado para arrastrar colesterol y evitar la absorción eficaz de los hidratos de carbono ¿PELIGROSO?) y con respecto al vinagre de sidra (vinagre de manzana) no tiene estudios que demuestren su eficacia para adelgazar ¿?¿?¿?¿?¿? (hombre para adelgazar como producto milagro pues no, pero es cierto que a nivel dietético se recomienda -yo lo recomiendo mucho- en sustitución del vinagre de vino (mucho más perjudicial, con lo que si lo sustituimosl ya tenemos algo ganado) y como quemador de grasas, sobretodo abdominal.
3 - El endocrino valoro en dos intervenciones mínimas una apocalipsis metabólica sin parangón para el que siga la dieta Dukan, pero nada más. Ni una mínima explicación del por qué.
4 - La única persona que salió como testigo adverso no parecía una demostración irrefutable de que la dieta sea el fin del mundo. Mareos, flojedad, descompensación...... Eso realizando un semi ayuno tambien ocurre, con una simple salvedad: si alguien debo de recomendarle un ayuno o dieta de semiayuno para desintoxicar, realizaré un seguimiento exaustivo de la evolución y yo determino los límite.
5 - Cómo explicarles a los que han hecho la dieta, como, por ejemplo, el chico llamado Antonio, creo, con una rebaja de 50 kg y que estaba aún por la etapa crucero o 2ª etapa después de varios meses: "No, es mejor que estes gordo como una foca de 150 kgs y te mueras igualmente de un infarto sin más, porque aunque yo no te he dado la solución de como puedes adelgazar siendo endocrino o nutricionista te estas matando con la dieta Dukan."
6 - ¿Es malo recomendar andar 30 minutos en una dieta? ¿Es malo recomendar eliminar el azúcar blanco? ¿Es malo recomendar evitar o reducir el consumo de carne de cerdo con grasa? 
Yo no recomiendo la dieta Dukan, pero el programa de ayer de Antena3 me pareció un panfleto antiloquesea, porque así tenía que ser.
Me gustó la frase de Bono (que ha adelgazado 15 kg) sobre la pregunta de que sino hacia caso a la recomendación del Ministerio de Sanidad declarando la misma peligrosa y con graves perjuicios, a lo que contestó:
"¿Quién le ha dicho que desconozco los perjuicios y no he leido las recomendaciones del Ministerio de Sanidad?"
Exactamente, si uno se informa de todo perfectamente, controla su decisión y acepta las consecuencias es tu libertad valorar tu camino y como quieres llevarlo, siempre que estas decisiones nunca perjudiquen a terceros claro.
Un ejemplo extremo: Me diagnostican cancer; me informo adecuadamente de los tratamientos oncológicos oficiales y de otros tratamientos como la cura con Bicarbonato Sódico, entre otros. Valoro y decido que hago un tratamiento natural de Bicarbonato y los oncólogos oficiales me aseguran lo mal que hago y que me voy a morir. ¿Peeeerdón? ¿La radioterapia me conservará en mejor estado que el tratamiento natural por qué es oficial? ¿La quimioterapia supercara con múltiples efectos secundarios me matará menos o más lento? Si uno toma una decisión, no sin razonamiento, sino por información generalizada de todo, puede decidir lo que quiera y como quiera sobre si mismo.
Si la dieta Dukan, bien llevada y controlada, te hace feliz y realmente adelgazas ...... en tu caso, adelante, pero sabiendo lo bueno y lo malo.
Al final siempre es lo mismo: Todo es verdad y todo es mentira, solo depende del color con que se mira.
NAMASTE

No hay comentarios:

Publicar un comentario